Nada

No puede ser más que nada lo que todavía no ha sido creado,

aunque en algún lugar de la inmensidad de un universo que no tiene fin todo ha sido creado, todo está ahí, disponible para las mentes inquietas que cultivan la calma suficiente para conectarse a la idea que hará de esta alma un milagro de vida.

Si , una vez mas, llamando a esa frecuencia de eternidad para crear un trocito de texto que te haga pensar que merece la pena respirar, de forma consciente, para conectar con el delirio de una gran mente que transmite una sintonia infinita, hermosa como el atardecer más hermoso de este verano para mis ojos.

Ya te has perdido, intentando captar el sentido de lo que solo se puede sentir, no es un mensaje para tu mente. Si sigues leyendo es que otra parte de ti ha conseguido despertar la curiosidad de seguir intuyendo lo que no se puede comprender con la mente.

Y conectas con esa parte de tí, la que sabe que hay alguna manera de comprender prescindiendo de la mente intelectual.

Tan solo dejándote llevar por la belleza de este atardecer soñado que se refleja como un espejismo sobre el mar.

Y regresas a este fluir de las palabras sin volver atrás, tan solo avanzando como las olas en un mar infinito que no tiene playa ni fin.

Siempre hay un mar, unas olas, una playa en esta conexión, como si no hubiera otra forma de explicar el milagro de la vida, la comprensión del infinito, la sensación de eternidad.

Vive hoy para regresar al mañana, para llegar al pasado, sin expectativas, sin ansiedad ni depresión. Tan solo el fluir de este momento en el que todo te ha sido dado.

Recuerda ese momento, más belleza en un instante que en un atardecer soñado. Está ahí, en algún lugar de tu mente que busca irremediablemente esa grata sensación de haber encontrado ese gran paisaje, persona querida, evento, encuentro, sonrisas en tu vida.

Cierra los ojos y disfruta de este momento,

y te darás cuenta de que sonríes con el corazón que comprende todo delirio, que tiene un rincon para cada alegria, lleno de sentimiento intenso de placer compartido con la eternidad.

Registra ese instante y envialo a esa gran mente, donde se guardan todos los recuerdos bellos del corazón y las sonrisas del alma para que lleguen a mí, a todas las que, en un momento de locura o conciencia, nos conectamos al mundo de las infinitas sonrisas de corazón, disponibles para quien necesite encontrar un ratito de paz infinita, de calma eterna, de esperanza sin fronteras, de humanidad compartida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

the latest from us

Contact us

Have a question? Give us a call or fill out the contact form. We’d love to hear from you

  • 123 Sky Tower, West 21th Street, Suite 721, NY
  • +844 123 456 789
  • +844 123 456 788
  • contact@company.com

Copyright © 2019 . All rights reserved.

Powered by Wordpress.

Add to cart